La persistente debilidad de la banca mundial: despidos masivos y agujeros adicionales de capital

La banca española no es la única que está en ojo del huracán de los mercados. Tras cinco años de crisis financiera y económica, el sector a nivel internacional y, principalmente en Europa, no vive sus mejores momentos. El ingente volumen de ayudas públicas que ha recibido, que superan en su conjunto 1,2 billones de euros, parece ser insuficiente.

En los últimos meses se están evidenciando las debilidades del sistema, que no termina de purgar todos sus problemas. La semana pasada el regulador británico elevaba el agujero de las entidades británicas en más de 31.000 millones de euros.

Los expertos consideran que las cajas alemanas esconden en sus balances activos tóxicos, casi tanto como el sector en nuestro país antes de las ayudas comunitarias recibidas. En Italia hay preocupación también por la salud bancaria. Y a uno y otro lado del Atlántico se suceden anuncios de despidos para ajustar los gastos y mejorar la eficiencia ante la caída de la actividad y el deterioro de la economía.

See on www.eleconomista.es