Jérôme Kerviel, todo lo que han cambiado los brókers con casos como el suyo


Su nombre se ha convertido en sinónimo de tomas de riesgo irreflexivas y simboliza un mundo de las finanzas enloquecido: Jérôme Kerviel, 35 años, el “hombre que estuvo a punto de hundir a la banca”, fue condenado el miércoles. En 2008, tomó hasta 50.000 millones en posiciones especulativas fuera de su mandato y a espaldas de su jerarquía, burlando todos los controles gracias a operaciones ficticias y a falsas escrituras.

Estas mentiras repetidas le valieron al exbroker de Société Générale el ser duramente condenado a cinco años de cárcel, tres de ellos firmes, y a daños y perjuicios colosales por 4.900 millones, montante de la pérdida que el banco dice haber sufrido por su culpa. Los jueces no aceptaron su apelación.

See on www.eleconomista.es