Holanda cae presa de su propia crisis: las consecuencias de su burbuja inmobiliaria

Holanda, el aliado más importante de Berlín en el impulso de una mayor disciplina presupuestaria, ha caído en su propia crisis económica. El país, que fue modelo durante un tiempo, tiene hoy una deuda notable y una burbuja inmobiliaria que ha terminado por estallar, lo que supone una amenaza tanto para el crecimiento como para el empleo.

Aunque sigue siendo uno de los países más competitivos de la Unión Europea, el desempleo va en aumento, el consumo se ha reducido y el crecimiento ha llegado a un punto muerto, alerta Der Spiegel en un artículo titulado Holanda cae presa de la crisis económica.

Muchas han sido las críticas por la facilidad con que los bancos concedieron hipotecas en Holanda.Der Spiegel recoge el testimonio de Michel Scheepens, quien hace seis años compró un dúplex, cuyo coste ascendía a 430.000 euros, pero para cuya compra el banco le ofreció generosamente un préstamo de hasta 500.000 euros. Suficiente para reformas, gastos de notario y comunidad.

See on www.eleconomista.es