Estados Unidos ve la paja en el yen, pero no la viga clavada en el dólar

A EEUU, que va por su tercera edición de estímulo cuantitativo, le preocupa el viraje de la política monetaria japonesa, que pretende debilitar su moneda para exportar más.

“La guerra de divisas ha terminado”. Así lo afirmaba esta semana en CNBC Marshall Gittler, estratega de IronFX. Cierto es que durante la última reunión de los ministros de Economía y Finanzas del G-20 mantenida la semana pasada en Washington la devaluación competitiva ocupó un segundo plano en comparación con el encuentro del pasado mes de febrero. Cierto es que en el comunicado final se optó por bendecir la polémica política de estímulos instigada por el primer ministro japonés Shinzo Abe, en busca de reanimar la economía nipona que recibirá una inyección de liquidez por valor de 1,4 billones de dólares en menos de dos años.

La ausencia de una crítica directa contra las políticas de Japón edulcoraron la preocupación de que su intento de devaluar su moneda para que sus exportaciones sean más competitivas sea injusto.

See on www.eleconomista.es