El “cable” rompe bajo mínimos europeos

La GBPUSD se desploma hasta 1,5673 desde 1,5705. Demanda hasta 1,5670, más en 1,5650.