El BCE cierra el grifo a los bancos griegos

Los bancos griegos no están haciendo los deberes de recapitalización y el Banco Central Europeo (BCE) actúa en consecuencia, con una restricción de liquidez que suena a campanada de aviso para el resto de bancos europeos no suficientemente capitalizados y que puede terminar con trifulcas ante los cajeros automáticos de Atenas.
El BCE ha suspendido de forma temporal las operaciones monetarias con varios bancos griegos. Un funcionario de la institución ha confirmado que los afectados son aquellas entidades que han participado de forma privada en el canje de deuda griega y se han quedado sin capital. “Una vez que el proceso de recapitalización culmine, y esperamos que esto concluya pronto”, señala, “los bancos recuperarán acceso a las operaciones de financiamiento estándar Eurosystem”.
Hay al menos cuatro bancos griegos que están operando con un capital social negativo. Por esta razón según sus propias reglas, el BCE no puede proporcionar liquidez a las entidades en una situación como esta.

See on www.elmundo.es