El Banco de Japón quiere analizar el impacto del aumento de los intereses a largo plazo en la próxima reunión.

boj

 

Japón está enviando algunas señales de pánico sobre el aumento de los rendimientos de los bonos. Mensajes contradictorios y movimientos viscerales no inspiran precisamente confianza.