El apetito comprador de los directivos de Wall Street cae a mínimos de la década

El bloqueo presupuestario de Estados Unidos mantiene todavía en vilo a los inversores y, junto con la temporada de resultados, pondrá a prueba los máximos que ha alcanzado Wall Street. La primera consecuencia ya se está palpando, y es que la volatilidad ha repuntado

El índice que mide el miedo de los inversores en la bolsa estadounidense, el Vix, llegó a alcanzar ayer su máximo anual durante la sesión, al tocar los 21,3 puntos, espoleado también por la publicación de las actas de la reunión en la que la Fed decidió, contra todo pronóstico, continuar con su programa de estímulos económicos. El S&P 500, de hecho, ya ha corregido desde su punto más alto casi un 4%.

Pero el vértigo en estos niveles, no sólo lo sufre el inversor de a pie, porque también los insiders -directivos de las empresas que, a priori, tienen más información en su poder- empiezan a desconfiar o les parece que ya compran caro.

See on www.eleconomista.es